Volvo S60L híbrido Plug In. Desde China con amor

volvo-s60l-petrol-plug-in-hybrid-china-01-dm-700px-1

Volvo no quiere dejar pasar la oportunidad de subirse al carro de los eléctricos. Si bien ya cuenta y el salto de entrada a los híbridos lo dio con un V60 Plug In diesel, el ahora presentado S60L gasolina puede ser una buena puerta de entrada entre otros al mercado chino. Fue presentado a finales de abril en la Pekín Auto Motor Show 2014.

El híbrido enchufable S60L se fabricará localmente en China en las instalaciones de la localidad de Chengdu. Será a partir de 2015 cuando se empieze a comercializar. La idea entre otros es atraer publico adinerado del país asiático. La gran diferencia con el otro coche eléctrico V60 híbrido de la casa sueca es el tipo de combustible que utilizan uno y otro.

El S60L lleva un motor turbo gasolina de dos litros con un paar máximo de 350 Nm que prestan una potencia de 238 caballos. Como todo vehículo híbrido contará adicionalmente con la potencia de 68 caballos de un agregado eléctrico con una bateria que se encuentra bajo el maletero. La bateria de litio tiene una fuerza de 11,2 kwh.

Éste Volvo eléctrico se puede conducir en tres modos de conducción: pure, hybrid o power. Tendrá unas emisiones de CO2 de 50 gramos por kilómetro en el modo hybrid. En el modo pure las emisiones serán nulas pero para ello la autonomía será únicamente de 50 kilómetros. El vehículo tiene la posibilidad de conducirse al apretar un botón con tracción a las cuatro ruedas. En esta modalidad conductiva el eje delantero será movido por la fuerza del motor de gasolina y el eje trasero funcionará con la fuerza del agregado eléctrico.

La carga de la batería del S60L se efectúa en cuatro horas y media en un enchufe de diez amperios, mientras que si el enchufe tiene 16 amperios la carga será en cuatro horas.

Con el nuevo Volvo S60L que emplea la tecnología del fabricante Petrol Plug In se espera encandilar al público asiático. La gran pregunta es como ha sido el caso en Europa con el V60, si se darán subvenciones para la compra del mismo.

Estarán los chinos dispuestos a subvencionar la tecnología verde?

Publicidad: