La rasante realidad de Tesla y sus planes de expansión

tesla-supercharger-station-in-schanghai
Que Tesla no solo es pionero en la fabricación de coches eléctricos es una realidad. El gigante automovilístico norteamericano se cuenta actualmente como uno de los grandes. Hablar de Tesla es como hablar de Mercedes Benz.

Los de Tesla además saben pensar y actúar a lo grande. Regalan sus patentes para fomentar la industria y tienen en mente una megafactoría para baterías. En ésta se fabricarán en el año 2017 más baterias que en el año 2013 en todo el mundo. En 400 hectáreas trabajarán 6.500 personas. El coste estimado es también megalómano: 5.000 millones de dólares.

Para el concepto de la magnificencia de Tesla también se necesitan muchos puntos de recarga. Dentro de éste concepto de red gratuita de puntos de recarga – los llamados supercharger – Tesla planifica establecer una red de recarga que posibilite viajar desde el norte al sur de Europa con un vehículo eléctrico. Éstos supercargadores ubicados en puntos estratégicos como gasolineras y centros comerciales, permitirán recargar el vehículo en tan solo 20 minutos. Esto es 16 veces más rápido que en un enchufe común de casa.

En agosto del año pasado ya se abrieron los primero puntos de recarga. Actualmente Tesla dispone de 59 puntos, 16 de ellos en Alemania. Cuántas estaciones serán en total no esta claro, lo único que se conoce son las regiones. Para el año próximo debería de haber puntos de recarga desde la ciudad noruega de Tromso hasta la ciudad portuguesa de Lisboa. En España también habrá.

Pero los planes de Tesla no solo abarcan el continente europeo. También Asia y el continente americano estan dentro de los planes. Ante todo se inclinan por el gigante automovilístico China. En conjunto con la segunda empresa de radiofrecuencia más grande del país, China Unicom, se planea montar 400 estaciones de recarga en 120 ciudades.

01-2012-tesla-model-s-fd
También en los Estados Unidos los objetivos estan claros. Ya hoy se cuenta con 111 supercargadores. Con ellos se abarca el 80 por ciento de la población siendo posible viajar desde la costa este a la costa oeste con un coche eléctrico y ésto de manera gratuita.

Pero aún con todo ésto, sigue habiendo preguntas abiertas. Con un beneficio de 769,3 millones de dólares el fabricante de automóviles gestiono unas pérdidas de 61,9 millones de dólares. Se vendieron únicamente 22.400 coches del modelo Tesla S. No obstante es un crecimiento espectacular pues en el 2012 fueron tan solo 2.650 unidades. Para éste año hay un objetivo de ventas de 35.000 unidades. En comparación: Mercedes vendió el año pasado 1.461 millones de vehículos en todo el mundo.

Otra cuestión es si los puntos de recarga continuarán siendo gratuitos si los distintos países consiguen implementar un mayor uso de vehículo eléctrico.

De momento el éxito de Tesla continúa. En Noruega el modelo Tesla S es por tercera vez el coche más vendido. En la bolsa de valores, el precio por acción de los norteamericanos de ha multiplicado por 6 en los últimos 18 meses.

Publicidad: