La casa Audi planifica un ahorro de 10.000 millones

La multinacional Audi quiere ahorrar costes en hasta 10.000 millones de Euros para el año 2022. Con medidas planificadas, la empresa hermana de Volkswagen a pesar de altas inversiones en electromovilidad no quiere renunciar en beneficios de hasta un 8%.

La “Strategie 2025” quiere compartir gastos de fabricación mediante una misma plataforma de construcción con otro fabricante alemán. Porsche es actual el otro fabricante que también tiene planificados ahorro de costes mediante sinergias en la fabricación de eléctricos junto con los de Ingolstadt.

Las directrices del nuevo jefe de desarrollo Peter Mertens pasan por fijar un tope de coste máximo por modelo nuevo en la mitad de los actuales. La entrada al mercado de la electromovilidad de Audi fue tardía, una cuestión que no repercutirá en los beneficios del 8% esperado de éstos coches y en las futuras medidas de ahorro.

Audi ha desarrollado los suficientes modelos eléctricos e híbridos para poder presentar en los próximos años hasta cinco nuevos modelos. Estos nuevos cinco eléctricos son dos más de los planificados.

El próximo año saldrá al mercado el primer vehículo de serie de gama alta de la casa Audi. El e-tron quattro será y siempre según los planes de Audi, uno de los primeros modelos eléctricos de fabricación en masa. Hasta finales de 2020 se ofrecerán en el mercado de los SUV premium tanto un vehículo eléctrico deportivo como un vehículo eléctrico compacto.

Las planificaciones de ahorro en costes futuras junto a más berlinas eléctricas en Audi pasan por una desestructuración de los niveles de managment directivo. No obstante, el actual jefe de Audi Rupert Stadlter se mantendrá en el cargo de CEO de la empresa para los próximos años.

Por otro lado, la ofensiva planificada de más coches eléctricos no se verá afectada por el ahorro en las etapas previas de I+D.

Publicidad: